Hace poco llegó a nuestro hospital, con sus propietarios muy nerviosos, nuestro amigo y paciente CHESTER, un precioso Schnauzer sal y pimienta de 5 años de edad, macho , no...